domingo, 25 de septiembre de 2016

Citas #65

“Se mordió los labios y por unos instantes sus ojos se llenaron de tristeza. Aunque, después de todo, ¿a él qué más le daba? La vida es demasiado corta para cargar con el peso de los errores ajenos. Cada persona gastaba su propia vida y pagaba su precio por vivirla. Lo único lamentable era que por una sola falta hubiera que pagar tantas veces. Que hubiera, efectivamente, que pagar y volver a pagar y seguir pagando. En sus tratos con los seres humanos, el Destino nunca cerraba las cuentas.”

El retrato de Dorian Gray, pág. 204

Oscar Wilde

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...